Blogia
El Sumidero

In Memorian-Commodore 64

Acaba de leer el último post de Pabloh titulado 8 bit en el que se menciona la marca Commodore, y esto me ha traído algunos recuerdos. El primero es el del Commodore Vic 20, creo recordar que ese era su nombre, propiedad de Vicente. Nos pasábamos horas copiando interminables programas de juegos que se perdían al apagar el cacharro; alguna vez se nos fue la luz en medio de la copia (¡dita sea!). Luego se compró la unidad de almacenamiento en casette, "La Revolución". Aquello era la bomba. No dejábamos de pensar que eso era insuperable ( ¡canelos! ). Más tarde Ramón se compró el Commodore 64, palabras mayores. Los juegos eran brutales; así de repente recuerdo el Flight Simulator, Fort Apocalypse, Bruce Lee y al que más jugué, Misión Imposible. En pleno flipazo no pude esperar más y me hice con mi Commodore 64, y además con una unidad de discos de 5 1/4 compatible llamada "Enhancer 2000". Aquello era la bomba: mi commodore, la unidad de discos y mi flamante televisor Sony Trinitron de 14", todo en mi habitación, para mi, con AC/DC sonando de fondo - (sentido suspiro)- . Aprendí nociones básicas de "Basic" que más tarde me servirían para programar mi calculadora Casio, e intenté sacarle más utilidad que la de jugar, pero no acabó de funcionar. Más tarde Ramón compró el primer PC que recuerdo. Os juro que pensé que no tenía futuro un cacharro así en una casa. Para jugar estaban las consolas, mucho mejores, y para qué más iba a servir ese armatoste.
En algún rincón de la casa de mi madre debe estar mi viejo Commodore, o eso espero, pues a raíz de todo esto me han entrado ganas de resucitarlo, de ver esas inmensas letras sobre fondo azul, de hacer un POKE 53280,0 y un POKE 53281,0 (creo que era así) para poner el fondo negro, como me gustaba, y después "caciplar" un poco incluso cargar algún juego. ¿Misión imposible?: espero que no."
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

pabloh -

Cuando puedas darle el hogar que se merece, no lo dudes, recupera ese pedazo de Historia. No todo hay que valorarlo por la utilidad que se le puede dar, ¿no crees?
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres